En donde invertir? Cardano o Ethereum?

Lo más común de este mundo es la formación de monopolios. Me refiero específicamente a que los negocios más exitosos tienden a dominar su respectivo mercado. Es decir, lo gigante aplaza a lo pequeño. Lo que quiere decir que todo busca concentrarse en un centro. Uno podría pensar que el éxito del capitalismo se lo debemos a la competencia. Pero eso es lo se vende en el discurso oficial. Si entramos en detalles, nos daremos cuenta que lo contrario es verdad. ¿Hay espacio para dos plataformas inteligentes? ¿Cardano o Ethereum? ¿Son rivales a muerte? ¿O es posible la mutua existencia?

Últimamente, Cardano ha estado en las noticias debido al dramático ascenso de su precio. ¿Qué significa eso? Se considera a Cardano como el blockchain “científico”. Lo que podría colocar a Ethereum en un blockchain “no científico”. Digamos que Ethereum es un blockchain “amateur” (risa) y Cardano es un blockchain más serio. El rigor científico de Cardano, en cierto sentido, pone en evidencia la informalidad de Ethereum. Charles Hoskinson (fundador de Cardano) es a Vitalik (fundador de Ethereum) lo que Adam Black (criptógrafo experto) es a Satoshi Nakamoto (creador de Bitcoin). Estamos hablando de música clásica, por un lado, y, por el otro, de reguetón. Hombres de libros y hombres del pueblo. Los primeros tienen la razón, pero los segundos tienen la fuerza.

¿Por qué el precio de Cardano ha aumentado tanto últimamente? En primer lugar, todo ha aumentado últimamente. Hay muchísima liquidez en los mercados. Y las criptomonedas se han beneficiado de eso. El capital institucional ha estado invirtiendo en Bitcoin y, naturalmente, las altcoins reaccionan. Adicionalmente, el auge de las stablecoins, de las Defi y de los NFTs sobre la red Ethereum ha esparcido entusiasmo a todo lo relacionado. Por último, Cardano ha generado titulares con sus recientes anuncios. Hablo del lanzamiento de “Alonzo”. Esta es una actualización que permitirá contratos inteligentes. Otra noticia de importancia es que la moneda ya se cotiza en la bolsa de Japón tras la autorización del país.

En fin, el entusiasmo que estamos viendo se lo debemos al entusiasmo general y a varias noticias positivas en torno a Cardano en lo específico. Ahora juguemos al abogado del diablo. ¿Es esto suficiente para “matar” a Ethereum? Una moneda pequeña debido a su escasa liquidez porcentualmente crece más que una moneda más grande. En otras palabras, es sensible a la especulación a mayor grado. Aquí obviamente me refiero a la volatilidad del activo. O sea, estamos hablando del riesgo. En estos momentos, se habla de Cardano como un éxito total debido a su crecimiento porcentual. Pero debemos recordar que este no es necesariamente el único criterio a sopesar. Después de todo, hay muchos proyectos fraudulentos que han crecido más porcentualmente hablando.

En el mundo de las inversiones, un meme es un activo que los especuladores compran únicamente, porque piensan que su precio va a subir. ¿Por qué piensan eso? Bueno, porque se han comunicado con otros especuladores y se ha formado una especie de conspiración. Si compramos todos, el precio sube. Este fenómeno es muy común en tiempos alcistas, porque la codicia se dispara. En pocas palabras, un meme (stock o moneda) es un activo que carece de fundamentales. Su precio sube exclusivamente gracias a la especulación pura y sencilla. Pero en el fondo estamos hablando de un cascarón vacío, porque carece de fundamentales.

Cardano no es un meme coin per se. No obstante, el aumento de su precio sí se debe más a la especulación que a los fundamentales. Se está comprando sobre la noticia. Pero es evidente que las noticias en cuestión no ameritan semejante incremento. No dejan de tener cierta importancia. Pero me refiero a una importancia relativa. Hagamos, por ejemplo, la comparación con los fundamentales de Ethereum. ¿Dónde está la comunidad de Cardano? ¿Dónde están las aplicaciones estrellas operando sobre ese blockchain? ¿Dónde están los desarrolladores de Cardano? No, no Charles Hoskinson. Hablo de otros además del amigo Charlie. Algo hay, pero no lo suficiente para rivalizar con Ethereum.

Supongamos que un músico académico dedicado a tocar el violín es un verdadero virtuoso del instrumento. Lanza un nuevo disco y hace una gira por Japón. Bueno, me temo que eso no es suficiente para ganarle a Lady Gaga. Lady Gaga no es una académica “científica” como el hipotético violinista de nuestro modesto ejemplo, pero llena plazas en un abrir y cerrar de ojos. En este mundo, el talento solo no basta. Hace falta talento y audiencia. Cardano tiene el talento, pero, ¿tiene la gente?

Ethereum puede copiarse de la tecnología de Cardano, pero ¿puede Cardano construir una comunidad como la de Ethereum? La otra gran pregunta: ¿Hay espacio para dos plataformas inteligentes en un mundo propenso a los monopolios? Por supuesto que es posible que David le gane a Goliat. Lo pequeño puede hacerse grande y los gigantes caen. Es posible. Pero no es la norma. Las probabilidades tienden a favorecer a los gigantes. Precisamente, la historia de David y Goliat es tan fascinante por su excepcionalidad. El evento es claramente extraordinario. Muchos de nosotros podríamos citar sin problemas muchas historias de gigantes caídos. Pero en el fondo sabemos que las historias de los pequeños aplastados por los gigantes son muchas más.

Muchos están invirtiendo en Cardano, porque le ven futuro. ¿Tendrá éxito Cardano? ¿Dónde estará Cardano en 10 años? No lo sabemos. Volvemos al tema del riesgo. Cardano promete mejores retornos, pero, al mismo tiempo, presenta mayores riesgos. Una cosa va unido con la otra. Cardano es más potencial y promesa, que realidad y gente. Ethereum es más realidad y gente, pero es un gigante perderá velocidad con el tiempo.

En nuestros análisis, la tendencia es a la sobresimplificación. Normalmente, se coloca todo en una misma bolsa y se pretende categorizar a los activos de mejor a peor. ¿Mejor en qué sentido? Debemos recordar que estamos hablando de inversiones. No podemos caer en la trampa de los radicales que siempre hablan en términos absolutos y siempre nos están planteando falsos dilemas. ¿Bitcoin o las altcoins? ¿Bitcoin o Ethereum? ¿Cardano o Ethereum? También es posible construir un portafolio divorciado y balanceado sopesando los riesgos y las oportunidades de cada elemento.

En lo personal, tiendo a escoger al gigante de cada sector a la hora de invertir. El rey indiscutible en mi portafolio es Bitcoin. Pero en el sector de las plataformas inteligentes me voy por el gigante: Ethereum. Invertir en una segunda plataforma inteligente, para mí, sería redundar. Claro que yo soy un inversor más conservador que el criptoinversor promedio. Quiero crecer con agresividad, pero también me gusta disfrutar de cierta estabilidad. Para mí, el tamaño sí importa. La volatilidad es atractiva por los altos retornos. Pero los proyectos más consolidados me dan tranquilidad. ¿Cardano o Ethereum? ¿Cardano y Ethereum? No sé. Es una decisión personal. Todo dependerá de tu estrategia financiera.

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
bitcoin
bitcoin

Bitcoin (BTC)

Price
$ 26,899.21
ethereum
ethereum

Ethereum (ETH)

Price
$ 1,667.16
tether
tether

Tether (USDT)

Price
$ 1.00
cardano
cardano

Cardano (ADA)

Price
$ 0.249090
bitcoin
Bitcoin (BTC) $ 26,899.21
ethereum
Ethereum (ETH) $ 1,667.16
tether
Tether (USDT) $ 1.00
cardano
Cardano (ADA) $ 0.249090
dogecoin
Dogecoin (DOGE) $ 0.062061
shiba-inu
Shiba Inu (SHIB) $ 0.000007
crypto-com-chain
Cronos (CRO) $ 0.050542